Cómo elegir la mejor chaqueta de esquí

La chaqueta de esquí es una de las prendas de ropa de esquí más importantes. Nos gusta disfrutar de un deporte en el que estamos en constante movimiento y necesitamos sentirnos cómodos con la ropa de llevamos.

¿Tienes que cambiar tu chaqueta de esquí?

Si estás pensando en renovar tu chaqueta, lee con atención este artículo. Te contaremos lo más importante para elegir bien tu nueva prenda. Existen muchas variables a tener en cuenta a la hora de comprar una pieza de ropa de esquí. Las más importantes son estas tres:

  • Transpirabilidad
  • Impermeabilidad
  • Tejido de calidad

Transpirabilidad

Es muy importante que la chaqueta sea transpirable. Cuando esquiamos estamos en movimiento y sudamos. Para sentirnos secos, necesitamos una chaqueta que transpire y evacua el vapor de nuestro cuerpo.

Ten en cuenta que existen diversos grados de transpirabilidad. Consulta en la etiqueta de la ropa de esquiar qué nivel tiene y escoge la que más de adapte a tu cuerpo.

Impermeabilidad

Es posible que algún día encontremos mal tiempo. Por eso, es muy importante vestir con ropa que sea impermeable. Cada prenda tiene su capacidad de repulsión del agua. Generalmente, puedes encontrar esa información en la etiqueta de la prenda.

Se calcula que un tejido es impermeable a partir de 2.500mm. Para poder comparar los grados de impermeabilidad, toma como referencia que durante un episodio de lluvia con viento, caen unos 1.500mm.

Una chaqueta de esquí tiene que ser equilibrada. Debe disponer el grado justo de transpirabilidad y de impermeabilidad. Para elegir qué conviene más a tu cuerpo debes tener en cuenta que una prenda totalmente transpirable no tiene el efecto impermeable deseado para la nieve. Debes escoger la combinación que más de adapte a tus características físicas.

Tejidos de calidad

Te aconsejamos que utilices tejidos de membranas especiales. Escoge membranas que te protejan del viento, frío y del agua.

Consejos según la práctica deportiva

El esquí tiene muchas variables y todas ellas necesitan su material técnico. Recuerda que no es lo mismo hacer esquí de fondo que una excursión con raquetas de nieve. En algunos de estos casos necesitarás ropa sea reflectante.

Los tejidos térmicos también son de importancia. Poder retener el máximo de tu calor es importante: por eso, la transpirabilidad correcta te hará sentir bien.

Repasa las costuras y las cremalleras. Estas deben estar termoselladas para impedir que entre el agua. También te aconsejamos que escojas una prenda con cremalleras dorsales para favorecer la ventilación interior.

Los puños, capucha y la cintura de tu chaqueta de esquí deben ser regulables para ajustarse a cada tipo de movimiento.

 

Estamos seguros que si sigues todos estos consejos encontrarás la chaqueta ideal. Una chaqueta de esquí que se adapte a la perfección a tu cuerpo y al tipo de deporte de nieve que quieras practicar.

En definitiva, ya hemos visto que no solo es importante el tejido. Si ya tienes claro cómo debe ser tu nueva prenda, consulta los modelos que tenemos para hombre, mujer, niña y niño. ¡Seguro que te gustan!