Ropa térmica, el secreto para no pasar frío al hacer esquí

La ropa térmica es el principal secreto para no pasar frío al hacer esquí, snowboard, o cualquier otro deporte de invierno. Llevar la ropa térmica adecuada nos protegerá del frío, beneficiando así a nuestra salud.

¿Cómo debemos vestirnos para practicar deportes de invierno?

Al escoger la vestimenta adecuada para realizar cualquier tipo de deporte de invierno, como es el esquí, debemos hacerlo de la forma más práctica para no pasar frío. Por lo tanto, es importante que protejamos el tronco de nuestro cuerpo con tres capas:

  • En primer lugar, la capa térmica. Una camiseta térmica es imprescindible para proteger nuestro cuerpo del frío. Es especialmente importante en situaciones y lugares en los que la temperatura sea inferior a los 10 grados bajo cero.
  • En segundo lugar, deberemos llevar un forro polar o chaleco, que nos protegerá de la humedad de nuestro propio cuerpo.
  • Por último, la tercera capa deberá consistir en un anorak o chaqueta impermeable. Esta deberá protegernos del frío y del viento.

Por otro lado, también es importante que protejamos nuestras piernas de la forma adecuada. De este modo, nos sentiremos más cómodos y seguros al practicar esquí o cualquier otro deporte de nieve. Es importante llevar:

  • Una malla térmica, que nos protegerá de las bajas temperaturas.
  • Unos pantalones impermeables.

Saber como vestirse para ir a esquiar es imprescindible, y resultará beneficioso y práctico.

 

Características principales de cualquier prenda de ropa térmica

La ropa térmica tiene un objetivo muy claro: protegernos del frío al practicar deporte en invierno o viajar a la nieve. Dicho objetivo se consigue mediante las diferentes características de cualquier prenda de ropa térmica, de las cuales hablamos a continuación:

  • La ropa debe ser ligera. Una de las características principales de cualquier prenda de ropa que sea térmica es su composición. Generalmente, la ropa térmica está fabricada a partir de materiales ligeros, como el poliéster o la poliamida. De este modo, la ropa térmica no resulta incómoda al llevar las demás capas encima.
  • Ropa ajustable. Por otro lado, la ropa térmica también cuenta con suficiente elasticidad como para ajustarse al cuerpo. De este modo, sus características permiten mantener el calor del cuerpo al practicar esquí o cualquier otro deporte.
  • Ropa transpirable. Por último, también es importante que la ropa térmica sea transpirable. De este modo, nos protegerá del sudor y se mantendrá siempre seca. En caso contrario, si estuviera mojada, podría provocarnos más sensación de frío.

 

Ropa térmica: miles de opciones

La ropa con características térmicas ofrece miles de opciones. Podemos escoger entre prendas térmicas de varios grosores, en función del clima y temperatura del lugar donde queramos practicar esquí. Por otro lado, podemos escoger entre camisetas térmicas de manga corta o manga larga.

También es importante saber que existen prendas interiores de ropa térmica y prendas exteriores. Las prendas interiores son las más importantes al realizar esquí o cualquier otro deporte de nieve, puesto que nos protegerán del frío de forma muy eficaz.

La ropa térmica no puede faltar en tu armario en invierno, especialmente si vas a practicar esquí y quieres sentirte seguro y protegido del frío.